Previsión de la ciberseguridad para el 2023

En 2022 las ciber amenazas aumentaron en un 28% con respecto al 2021

Como era de esperar, el próximo año se espera que nuevos ciber incidentes ataquen a empresas, administraciones y usuarios.

Según últimos informes, los ataques de ransomware a minoristas fueron los grandes protagonistas, con un incremento del 75% desde el año 2020.

En el 68% de los casos, los ciberdelincuentes consiguieron cifrar los archivos de los minoristas atacados.

El 92% de los minoritas mostró que el ataque afectó a su capacidad para operar, mientras que para el 89% supuso una pérdida en el negocio o sus ingresos.

Datos del mismo informe desprende que, además, el 49% de ellos pagó un rescate para recuperar los datos; mientras que el 32% informó que usó otros medios para restaurarlos.

Con estos datos, la previsión para el 2023 no es nada alentadora.  A continuación, os listamos los ataques que se prevén más habituales y como combatirlos.

Los 6 ciberataques que serán más habituales en 2023

  1. Malware avanzado.
    El malware moderno se adapta más fácilmente y puede cambiar la apariencia para evadir la detección de firmas. Mediante el uso de diferentes métodos, los atacantes pueden cambiar los archivos de malware a nivel binario de manera repetida, lo que hace que tenga un aspecto diferente para el software antivirus.
  2. Ransomware.
    Más sofisticados y rescates más caros. Los ciber atacantes actuales utilizan formas sofisticadas para evadir las medidas de detección de ransomware tradicionales y se aprovechan de los procesos comunes para introducirse en los sistemas. De esta manera, se mueven por la red buscando la sustracción y el cifrado de datos. Una vez que tienen lo que necesitan, amenazan con vender o filtrar los datos exfiltrados o la información de autenticación si no se paga el rescate.
  3. Phishing.
    También, cada vez, mucho más sofisticado, ya no serán los habituales correos dudosos con las típicas faltas de ortografía o errores que delatan su falsedad, harán uso además de una ingeniería social más desarrollada. Añadiendo también el smishing que se produce del mismo modo, pero a través de SMS de los móviles, aprovechando la desprotección cibernética de éstos.
  4. Técnicas de cibercrimen que se sirven de redes domésticas.
    Aprovechando el auge del teletrabajo, se usarán técnicas para introducirse en el sistema de la empresa.
  5. Inteligencia Artificial como método de intrusión.
    Mediante la IA y el aprendizaje de usos y hábitos, se desarrollarán métodos de suplantación de identidad, de falsificación de documentos… La IA va a ser el motor de ciberataques más inteligentes, convincentes y mejor desarrollados.
  6. Deepfakes
    Son aquellos mensajes emitidos con imágenes, vídeos o elementos visuales falsos haciendo uso de la Inteligencia Artificial con el objetivo de engañar de manera certera al receptor y que puede ser aplicado en muchos ámbitos con una elevada repercusión.

¿Cómo nos podremos proteger de estos ciberataques sofisticados?

Para prevenir estos ciberataques será necesario estar alerta y aplicar una solución de ciberseguridad integral que proporcione la capacidad de detectar y responder ante este tipo de amenazas avanzada.

Va a ser necesario tener muy en cuenta las nuevas ofertas en productos y servicios de ciberseguridad para ir continuamente actualizando la protección de los sistemas, del mismo modo que los ciberataques se van actualizando y haciendo cada vez más inteligentes.

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Alertas de seguridad

Recíbelas a tu email
Consulta las últimas alertas