El Ransomware Conti está causando verdaderos problemas a los gobiernos de todo el mundo

El último país en sufrir un ataque masivo con el Conti ha sido Costa Rica, que ha tenido que declarar el estado de emergencia nacional. El ataque obligó al gobierno a deshabilitar varios servicios informáticos, especialmente desde el Ministerio de Hacienda, afectando labores de aduanas, impuestos y múltiples sistemas financieros.

Conti es un ransomware observado desde 2020 y se cree que lo distribuye un grupo con sede en Rusia. Se sabe que todas las versiones de Microsoft Windows están afectadas.

El gobierno de Estados Unidos ya ofreció el pasado 6 de mayo una recompensa de hasta 10 millones de dólares por información sobre el grupo de Conti. Pueden ver el cartel de la recompensa en español aquí

El mismo FBI ha estimado que más de 1.000 víctimas del Ransomware Conti ya han pagado un total de más de 100 millones de dólares para descifrar sus datos.

Según diversos ciber analistas, el grupo se mantiene muy activo en Latinoamérica y actualmente se encuentra modificando sus herramientas y estrategias para evitar las defensas de las organizaciones y así obtener más ingresos.

¿Qué hacer ante Conti?

Las diferentes agencias ya han identificado esta amenaza como un tema prioritario en materia de seguridad y se están recomendando diferentes medidas para frenarlo. Ofrecemos algunas sencillas recomendaciones para protegerse del ransomware Conti:

  • Mantener los sistemas y aplicaciones actualizados para protegerse de las posibles vulnerabilidades que estos puedan presentar.
  • Tener la red segmentada para así disminuir la propagación del malware.
  • Formación y capacitación del personal tanto técnico como no técnico, ya que es una pieza clave para mantener la información de la empresa segura y a salvo.
  • Utilización de mecanismos como DMARC para evitar el spoofing, y así prevenir el factor humano.
  • Implementar sistemas EDR para monitorizar la red interna de la empresa, y así poder detectar posibles riesgos y amenazas.
  • Por último, pero no menos importante, la realización siempre de backups periódicos, ya que es nuestro respaldo en caso de cifrado o borrado de los datos.

Aunque, incluso realizando todas estas acciones, no se garantiza estar exentos de ser infectados.

En caso de infección con malware de tipo ransomware, no hay que pagar nunca el rescate, debemos evitar financiar esta actividad ilegal, además que tampoco el pago nos garantiza la recuperación de los datos. Debemos comunicarlo a las autoridades competentes y seguir con los protocolos establecidos en caso de siniestros de este tipo.

Existe un recurso de utilidad y ayuda para estos casos, la web NOMORERANSOM donde se pueden encontrar métodos para denunciar casos, consejos, herramientas de descifrado para múltiples tipos de ransomware, etc.

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Alertas de seguridad

Mantente informado, recíbelas a tu email